Recibiendo El Maná Escondido Y La Piedra Blanca (apoc. 2:17)

17 El que tiene oído para oír, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias: Al que venciere, le daré a comer del maná escondido, y le daré una piedrecita blanca y en la piedrecita escrito un nombre nuevo, el cual ninguno conoce sino aquel que lo recibe”.

Otra vez, igual que en los dos llamamientos previos, el que tiene oídos, es llamado a obedecer. En Hebreo no hay una palabra para obediencia. Escuchar a alguien significa obedecerle. El que obedece es descrito como un conquistador y vencedor. A este vencedor particular, Cristo le promete algo muy especial – el Maná escondido y una piedra blanca con un nombre nuevo y secreto. La primer promesa es más fácil de interpretar que la segunda.

Maná es el símbolo de sustento y provisión de Dios para el pueblo de Israel en el desierto, cuando salieron de Egipto obedeciendo el llamado de Dios, arriesgando sus propias vidas para ir a una tierra que más tarde se les mostraría. Cuando Jesús habló con la mujer samaritana de Israel (Juan 4), sus discípulos judeo-israelitas regresaban de la población más cercana con comida aceptable para el consumo de los Judeos (Ioudaioi). Los discípulos se preguntaron si quizá alguien le había llevado comida a Jesús. El entonces les respondió que había tenido algo que ahora, en el pasaje de Apocalipsis también se le promete a aquellos vencedores – el Maná escondido. Él entonces les respondió: “Tengo un alimento que vosotros no sabéis” (Juan 4:32). Éste alimento secreto que “los demás” desconocían no era otra cosa que la energía divina, que era capaz de proveer sustento en las más inimaginables y peligrosas circunstancias. Esto caracterizó la pronta realidad para los creyentes de Pérgamo, Jesús prometió su energía a los que obedecían la Palabra de Dios. Por eso, quien obedece es también el que triunfa.

Respecto a identificar la piedra blanca, las cosas son más complicadas. Entre la interpretaciones más idóneas que cuadran con el contexto, cabe la sugerencia de que las piedras blancas, inscritas con el nombre de los receptores, se les daba a los competidores que ganaban las carreras deportivas en Roma. La piedra blanca con el nombre personal inscrito, se supone que servía como pase al prestigioso banquete al que asistían solo los vencedores. Esta piedra podría haber sido entregada al completar la carrera. Aunque no es una referencia cultural de los judíos en particular, sabemos de muchos ejemplos bíblicos respecto al uso de referencias culturales greco-romanas con ilustraciones con y para los judíos. Por ejemplo, el apóstol Pablo empleó muchas metáforas de deportes romanos para plasmar su idea (Fil. 3:12-14; 1ª Cor. 9:24-27; 2ª Tim. 4: 6-8). El escritor de la carta de los Hebreos también utilizó la imagen del deporte romano como una carrera pedestre y recibiendo como premio la corona de laurel (ver también Hech. 12:1). Esta clase de metáfora era bien conocida en Judea que albergaba complicados deportes en la arena. Esta clase de analogía mucho más cercana, cuadraba más con la cultura romana de la ciudad de Pérgamo. Sin duda, los creyentes perseguidos, tanto judíos como gentiles, conocían estas prácticas y el elaborado banquete en honor a los ganadores y triunfadores de la carrera. La mayoría de los creyentes no participaban en esos juegos por el hecho de que los mismos incluían la dedicación a los dioses romanos. Cristo les dice que en verdad, ellos no se han perdido nada. La verdadera carrera es la perseverancia dedicada al Dios de Israel. Cualquiera que persevera en esta carrera y triunfa, recibirá el pase para el banquete celestial de honor eterno.

Otra intrigante posibilidad continúa con el tema de la vestidura sacerdotal tal cual es descrita en la carta del Apocalipsis . La vestidura del sumo sacerdote tenía doce piedras con los nombres de las doce tribus de Israel. Una de esas piedras es blanca – Yahalom (era la piedra nº 6) significaba el sexto hijo de Leah – Zebulón. ¿Qué tenía de importante Zebulón? Leemos en Isaías. 9:1-7 y citado en Mateo. 4:15 que:

“Mas no habrá siempre oscuridad… como en el tiempo que livianamente tocaron la tierra de Zebulón y la tierra de Neftalí; pues al fin llenará de gloria el camino del mar, de aquel lado del Jordán, en Galilea de los gentiles. El pueblo que andaba en tinieblas vio gran luz; los que moraban en la tierra de sombra de muerte, luz resplandeció para ellos. Porque un niño nos es nacido, hijo nos es dado, y el principado sobre su hombro; y se llamará su nombre Admirable, Consejero, Dios Fuerte, Padre Eterno, Príncipe de Paz. Lo dilatado de su imperio y la paz no tendrá límite, sobre el trono de David y sobre su reino, disponiéndolo y confirmándolo en juicio y en justicia desde ahora y para siempre”.

De acuerdo con esta interpretación, la piedra blanca sagrada es el símbolo de los residentes greco-romanos en Galilea que recibieron la luz por medio del nacimiento de Jesús. ¿Podría ser el secreto del mismísimo Mesías? ¿Podría la piedra blanca señalar a Jesús mediante la piedra Yahalom, que adornaba el pectoral del Sumo Sacerdote de Israel? Quizás.

About the author

Dr. Eli Lizorkin-EyzenbergTo secure your spot in our new course “The Jewish Background of New Testament” - CLICK HERE NOW

You might also be interested in:

Tres MÁs Cuatro: Lea

Por Julia Blum

Tres Más Cuatro: Rebeca

Por Julia Blum

Join the conversation (80 comments)

Deja un comentario

  1. Roger Sánchez

    Buenos días , me identi

  2. Maria Eugenia Soto Castillo

    Acerca de la piedrecita blanca, comparto la opinion a que se refiere y hace mencion a las metaforas greco romanas. Si creo que esa es la mas acertada explicacion. Igual a nosotros los gentiles, cuando se nos habla de los lugares en donde JESUS hablo de SUS parabolas, lo hizo en el contexto de SU lugar natal. Nosotros para entenderlas, tenemos que conocer SU cultura.
    Solo hay un error en una cita biblica. No es Hechos 12:1, sino Hebreos 12:1

  3. Maria Eugenia Soto Castillo

    Muy agradecida estoy con DIOS por ser parte de los que reciben estas enseñanzas, mi comentario es que hasta este dia no habia percibido acerca del mana escondido, pero en este pasaje de JESUS con la samaritana, Juan 4:23, siento que EL SEÑOR me enseño hace unos dias, que «…los verdaderos adoradores en espiritu y verdad que adoraran al PADRE,» son aquellos que conocen que DIOS sabe el proceder de cada persona, aunque esta no sea judia o cristiana, como en el caso de la samaritana. Y que si sabemos eso, nos cuidaremos mas de nuestra conducta, pediremos perdon a cada momento de algun error, daremos gracias y alabaremos por circunstancias que nos suceden, pues EL esta ahi, es asi como se da, una verdadera adoracion. Este para mi es «mana escondido», pues no esta explicado. Espero me puedan entender y muchas gracias.

  4. Noemi Delellis

    Me encanta leer sus comentarios. Soy de nacimiento Cristiana pero me case con un joven de origen Judio y este año cumpliremos 50 años de casados.
    Para que el se sienta bien nos hicimos socios del SHA Sociedad Hebraica Argentina, no porque el me lo pidiera sino porque a mi me parecio mejor y alli compartimos nuestros fines de semana desde hace mas de 30 años. Llevo en mi corazón todas mis creencias y cuando voy cualquier Templo rezo mis oraciones porque pienso que hay un solo Dios y me escuchara desde cualquier lugar en el cual le este hablando o rezando.
    Muchas gracias Noemi

  5. Manuel Pecellín

    Muy sugerente y escrito en un hermoso castellano. Felicidades

  6. Yorgui Antonio Guerrero

    Es interesante conocer como Pablo de Tarso al escribir sus cartas, tomara todo lo que conocía en su contexto geográfico y cultural, debido a su crecimiento y desarrollo humano en la Diáspora judía, esto pone de manifiesto la correlación que un Judío de la Diáspora tiene a la hora en la interpretación del Tanaj Hebreo, y utilizar toda esta información para tratar de que las ovejas perdidas de la casa de Israel puedan conocer y entender originalmente La Torá , los Profetas y los Escritos. puede que para el judaísmo Ortodoxo esto no fuera lo que se esperaba desde que el Judaísmo Carismático tomo un rumbo totalmente diferente en el surgimiento del Cristianismo.

  7. carlos

    En hechos 26 se usa la palabra piedra como voto,de modo que en apocal. Tambien puede referirse a una muestra de aprobacion.eso opino gracias.

  8. betty acosta

    gracias `por abrir mi entendimiento en las escrituras, es de mucha ayuda espiritual, y puedo enseñar a mis hermanas en la iglesia.,gracias.

  9. Adriana Balderas Bautista

    ¡Extraordinario artículo! Muchas gracias por compartir este tipo de enseñanzas y de forma permanente. Yo como latina, tengo una percepción totalmente incorrecta y desjudaizada de la Palabra de Dios y deseo con todo mi ser conocer las raíces judías de todo lo que contiene esta maravillosa Escritura porque eso me llevará a conocer más a mi Dios y Salvador, por eso les agradezco mucho, tanto al Dr. Eli como a quienes traducen y envían esto. GRACIAS POR PONER EN MIS MANOS EL TESORO MÁS GRANDE DEL MUNDO. Aprecio su trabajo en todo lo que vale.

  10. Willians Diez Velez

    QUE BUENO CONOCER ESTA INTERPRETACIÓN DEL PASAJE APOC 2;17 ..genial por eso les pido ola oportunidad de estudiar con uds. a pesar de los escasos recursos economicos de que dispongo.